sábado, 27 de septiembre de 2008

Jaula de huesos


Suena los ratos, y construyeme una cantata.
Tapemos esa luna, porque hoy nació el
fracasado mas grande de todos los tiempos y
mi mente explotó.
Pero..
¿Qué es eso que suena?
-El sonido de mi dolor.
¡Señora mía! Usted no sabe lo que dice.
Levante la vista al cielo, entienda que no
es mas que una voz descargando huesos huecos.

Advertencia:
No existe el lujo de ver mas alla de lo
permitido.
(Cualquiera que rompa esta norma terminara
con los ojos pinchados por 375 alfileres)

Estoy segura que aqui hay alguien que
tiembla exitada, quizas ella danza.
Corre, que estos muertos mios te siguen en tu desnuda soledad.
Te propongo extenuar un lugar,
un nacimiento de un grito que tropieza.
Mientras toma nota de los versos.
¿Una confesión? Contigo en la distancia, olvide que te olvidé.
No son mas que verdades, extracciones de lo prohibido.
Indefectiblemente, porque tu no me conoces, no me sabes.




-Por eso menciona-